Las Seis Sombras De Troy III


En estos caminos reales me encuentro, tomando la única reserva que hice en momentos de cólera… Esta vez no hay que ingerir, ni un mesero que nos atienda, no es una reservación con intenciones para satisfacer gustos peculiares… Es una entrada fija y directa sin plato principal, a los jardines que como postre, será el infierno…

Este infierno, que con lágrimas de oro disuelve la poca sustancia y sentido al crimen abstracto... Ese crimen cometido a favor de estaciones portadoras de mis afamadas heridas de guerra. Heridas que no cicatrizan, heridas que desarrollan el lenguaje y comunican su razón de ser…

Pero ya es tiempo de contar donde supuestamente he de yo estar… El infierno, para simplemente destacar, no es un mundo aparte, es un objeto la cual ha de llevar, como estandarte de gloria... Un orgullo al pecado…

Es una rosa marchita, con espinas de placer… Portadora de un enjambre de besos, de los cuales mi boca ensucie. Tiene como origen una raíz que no se despega de mis manos, y asume un color dependiendo de la visión que muestre los dolores de cabeza…
Dolores de cabeza llamo, al sexo prolongado que he de tener en presencia de “otra mujer” que me hace inducir el cuerpo encadenado de las sombras que bese en un tiempo indefinido… Oda a la imaginación y a su gran arte de crear meollos de erotismo…

¿Donde las sombras abandonan su virginidad? En el puerto anciano de mis ojos… ¿Dónde el salvajismo se comienza a dar? En el primer beso que siembra una mejilla… ¿Dónde termina el proceso que me ha de alucinar? En las mañanas cuando el organismo se llena de toda una mujer…

“Mujer”… Ese título probable que fomenta toda una ecuación de existencia… Ese carisma asmático que me envuelve en el sabor de su tos… “Mujer” esa palabra que hace cumbre sobre mis andenes… Esos andenes que mi soledad acompañó…

Si así es, todas son “mujeres”… Nacidas de cuerpos extranjeros y no de hombres, educadas por el universo, sus estrellas son maravillas y sus caras son el sol mas el pan de cada día… Oda a la Mujer y a toda su esbelta inteligencia…

Comentarios

Entradas populares de este blog

Párrafos de Sol

Maravilla

Mantra