Probable

Ayer, cuando las cosas eran más jóvenes, deliré en el rojo de tus labios. No tenían sabor de añoro ni a calor de invierno, sabían a la última vez. Sí, "a la última vez". Esa textura tostada de más, esa figura que tendría libras de más en un futuro, deformándose, perdiendo su calidad y pureza.
Quizás, ese sabor se acompase junto a vos, y no siga perdiendo ese hálito de ti. Engordando en virtudes, golpeando con más intensidad los somas que existen de lo que se hace llamar el "tú de las cosas".
La primera es irresoluble, la segunda el milagro...


Comentarios

Entradas populares de este blog

Párrafos de Sol

Maravilla

Mantra